Facebook Twitter Google +1     Admin

SE HICIERON FAMOSOS

20070909162459-quijano.jpg

En una de las fotografías podéis ver a Fernandito Romai y Sixto José (Fotografía de los años 70).  En la otra foto, impresionante documento gráfico de los inicios del que sería reconocido y famoso grupo leónes CAFÉ QUIJANO. Fotografía de las Navidades de 1981.

Ambas fotografías nos las ha enviado F. José Laguna, junto a otras cuantas que ya he ido depositando en sus álbumes. Gracias amigo José, de parte de todos.

Nota.- He colocado en su álbum el nº 7 de CAMINO.

Lunes, 10 de Septiembre de 2007 08:28. antiguosalumnosdominicos #. FOTOS Y DOCUMENTOS

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comMariano Estrada

Ya he dicho en otro punto de este Blog que cuando los chicos de Café Quijano estuvieron en Villajoyosa, hará ahora 3 ó 4 años, no tenía ni idea de que habían estudiado en La Virgen del Camino. De haberlo sabido, seguro que hubiera ido a verles y, para romper el glaciar, les hubiera espetado directamente a la cara: ¿os acordáis del P. Torrellas? ¿Y del P. Huarte? ¿Y del P. Ipararguirre? ¿Y del P. Cura? Yo creo que hubiera sido tal el mazazo que el Buda hubiera salido corriendo de la Taberna. “¿Y quién eres tú, dinos, que no te recordamos?” –me hubieran dicho ellos con palabras de un poema de Alberti. Y entonces hubiera nacido entre nosotros una intimidad que ríete tú de la que tienen los del GL, que, por cierto, es hermosamente envidiable. Fueron compañeros, después amigos, luego hermanos e incluso algunos de ellos cuñados. Ello sin picar en el terreno de las mujeres, siembre lábil, siempre resbaladizo...

De todos modos, nunca es tarde si la música es buena. Yo les dedico hoy esta poe-canción que acabo de colgar en mi blog, que, para aquellos que no lo conozcan, se llama Paisajes Literarios (www.mestrada.net) y está alojado aquí: http://paisajes.blogcindario.com

Queridos Quijanos: con ese nombre, las aventuras de un antiguo alumno del colegio que compartimos, zamorano ex-simio y residente en Villajoyosa, donde ocupa el cargo de muecín o almuédano del Minarete, no van a pillaros de nuevas. Aquí no hay gigantes ni vestiglos ni otra gente descomunal y desproporcionada, sino unas dulces sirenas que se valen de cantos acariciadores para atraer a los viejos amigos de La Virgen, como San José, cuñado por excelencia. De momento sólo han atraído a uno de ellos, leonés, como vosotros, de la mismísima Plaza de la Inmaculada. Se llama Andrés Cortés Aranaz. Él y su amigo del alma, Andrés M Trapiello, como buenos quijotes escolánicos, hicieron sus pinitos en la música de nuestro tiempo con el nombre de “Dos Andrés”. ( No se calentaron mucho el magín, pero habéis tenido suerte con su incomprensible abandono, ya que su sombra hubiera sido muy alargada y hubiera caído directamente sobre vuestras cabezas)

Un abrazo, queridos amigos. Si vais a la celebración, allí nos veremos. Y si andáis por ahí, de bolos, a lo mejor nos da tiempo a nosotros de ir a tomar un picudo en el ya famoso Café de vuestra familia.

Sabed, de todos modos, que si vais os encontraréis de nuevo con la música coral, pues Olóriz and Cía. parece que están haciendo cosas de las que va a maravillarse nuevamente el mundo. Por cierto, no estaría mal que os unierais al coro, aunque sea de circunstancias. O precisamente por ser de circunstancias y ser vosotros quienes sois. Quijanos. Es decir, Quijadas o Quesadas, es decir, Quijotes. Amén. ¡Aleluya!


MI VIDA CONTIGO

Tal vez fue el año 52 cuando yo empecé a ir a la escuela. Desde esa perspectiva y, como tantos otros hombres que un día fueron niños, podría decir con Machado: mi infancia son recuerdos de un pueblo de Zamora… En mi caso, no obstante, eso es sólo en parte verdad, ya que una verdad más rotunda exigiría la inclusión de tres pueblos distintos, bien es cierto que todos de Zamora: Justel, Muelas de los Caballeros y Quintanilla. Y aún quedaría en el aire una cuestión que no es en absoluto baladí: la de saber exactamente hasta dónde llegaba entonces la niñez y dónde empezaba la adolescencia. Podía darse el caso, como se dio realmente, de que mi niñez terminada de transcurrir en un pueblo León, y, para más INRI, en un internado de dominicos, donde las niñas no podían entrar y sólo estaban vagamente en los sueños.

De lo que no hay duda ninguna es de que, cuando fui al referido internado, las niñas que habían compartido escuela conmigo, -lo que conllevaba compartir prados y calles y pajares-, ocupaban una parte de mi corta y enternecedora biografía. Y alguna de ellas, incluso, ocupaba una parte de mi corazón, que entonces era un potrillo no sé si salvaje y revolucionario, pero sí al menos juguetón y revoltoso.

Pues bien: como tantos otros, yo fui apartado del mundo femenino durante unos cuantos años, pero, a lo largo de la vida, he conocido a algunas personas que, habiendo jugado largamente de niños, en escuelas y calles y andurriales, continuaron jugando de adolescentes. Claro que, jugando a ciertas edades con fuego, uno puede quemarse con facilidad meridiana. Y algunos de los que jugaron de niños y de adolescentes, lo siguieron haciendo de jóvenes, hasta que un día, casi sin darse cuenta, convirtieron sus vidas en una larga historia de amor.

Ésta que dejo aquí, perteneciente a la familia de las poe-canciones, es una de esas historias. Tal como he dado a entender, me la contaron ayer las lenguas de un sólo filo.

Un abrazo


Mi vida contigo

De niño ya me gustaba
tu forma de sonreír,
de adolescente te amaba,
después te he amado sin fin.

Por lo demás te tenía
muy cerca siempre de mí,
tan cerca que no sabía
que no tenerte es morir.

Pero lo supe: fue un día
tras un mal paso que di...

... por el que pude perderte.

Echada casi la suerte,
miré hacia atrás y entendí
que ausencia vale por muerte,
cuando la ausencia es de ti.

Con el amor del que ama
y pone el alma en la voz,
comprometí estas palabras
que el viento no se llevó:

No necesito más vida
que la que venga de ti,
ni más dios ni más bebida
ni más razón de vivir.

Me atengo a todas tus cosas
porque me atengo al amor:
a las rosas, si son rosas
y si es dolor al dolor.

Se nos hicieron las manos
caminos de exploración,
caminos por los que andamos
tras tantos años de amor.

Mariano Estrada, 07-02-2004
Paisajes Literarios www.mestrada.net
Blog http://paisajes.blogcindario.com

Fecha: 10/09/2007 19:45.


gravatar.comLuis Heredia

La fotografía de Sixto José es de altura, más por Sixto José que por Romay. Que cada uno lo interprete como quiera. Por mi parte, creo que fué más honor para Romay compartir foto y apoyarse en Sixto José que para Sixto José compartir y participar de tantos éxitos con el buenazo de Romay. Si ambos siguen manteniendo relación o vínculo, seguro que Romay seguirá buscando actualmente el apoyo de Sixto José.

Sobre la foto de Café Quijano, y mira que nos llevamos años, sois libres de creerme pero os digo que nada más saltar a la fama y cuando me enteré de que eran de León, siempre tuve el presentimiento de que habían estudiado en La Virgen. Posteriormente, en algunas entrevistas que les escuché, por su forma de comportarse y de hablar, por su naturalidad, frescura y conocimientos musicales tan estudiados, más me hizo sustentar mis sospechas.

Leido el apartado de Ilustres y viendo la foto, las sospechas han desaparecido y lo único que pido es que sean éllos in person los que acudan al 12-O.

Maxi, envíales el Perogrullo, el Venerabilis, La Cinta del Pelo, El Buen Menú o Fuí al Cristu y Enamoreme para cantar a Capella. Y si se animan, el Coenantibus Illis para los postres.

El movimiento se demuestra andando y a ver si se confirma eso de que "el que tuvo, retuvo" y bebieron de las mismas fuentes de la sabiduría musical.

Por cierto, lo hacen de maravilla y ahora seré aún más fan.

Fecha: 11/09/2007 18:01.


gravatar.comSixto José Castro Rodríguez

Bueno, me he quedado patidifuso al ver esa foto que conservo entre mis recuerdos más queridos. Cosas de Pepe Laguna, que sabe Dios lo que guardará en sus archivos. Lo que siento mucho, pero mucho, es que no voy a poder estar en La Virgen el día de la fiesta, ya que estaré perdiendo el tiempo en EE.UU, y digo perdiendo el tiempo porque ganaría mucho más en La Virgen, sin duda alguna. Pero habrá más ocasiones, ¿no? Esto es sólo el principio. Un abrazo a todos los conocidos y los pendientes por conocer, pero que son parte de la familia virginiana. Sixto

Fecha: 12/09/2007 16:30.


gravatar.comFernando Barroso Laiz

Hola Sixto. Soy Fernando Barroso, coincidimos en La Virgen en los cursos 8º, 1º y 2º. Para que te me recuierdes más rapidamente, te diré que llegué a 8º, en 1983, y venía de México.
Bueno, no sé cuando leeras este post ya que veo que estas por los EE.UU. Hoy he hablado con Nacho Aramburu y hace unos dias Toño y yo contactamos via email. Ya sabia que eras fraile, porque hace años me encontré al P. Carmelo y me lo dijo, pero lo que no sabia era que anduvieras de una lado a otro con tus actividades.
Lo dicho, me alegra muchísimo tener la posibilidad de contactar con amigos de la infancia después de casi 25 años..¡casi un cuarto de siglo!.
Te dejo mis datos:
Tlf,s.: 916333549 // 677394225
fblaiz@hotmail.com
Un fuerte abrazo

Fecha: 23/10/2007 21:56.


gravatar.comLupis

Ola....tengo una duda...dices k la foto dond stan los chavos tocnado la guitarra son los kijano? Y k la foto es del año 81? Pero para ese entonces raul tendria 10 años.....no sera la foto d otro año?

Fecha: 22/03/2012 20:12.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris