Facebook Twitter Google +1     Admin

YA HACE TRES AÑOS...

y me preguntaba si todo aquello mereció la pena. Hoy hace tres años, bendito Octubre de 2007, en el que aquellos globos blancos reencontrados se elevaban por encima del Santuario, de la torre, al cielo azul de la Virgen del Camino, buscando la estrella colorá, llevando nuestros recuerdos adormecidos hasta ese día, aparcados en la zona azul de nuestra memoria.

Muchas cosas han seguido pasando, globos que vienen y van, tristes, alegres, en estos tres años... y he concluído que todo aquello SÍ MERECIÓ LA PENA.

¿Qué pensáis?

Un abrazo con todo mi cariño, el mismo desde hace ya tres años...

El Furriel (en su tercer año de "mandato" y sin ascender).

Perdonad mi atrevimiento para reunir en esta peliculina alguna fotografía (sin ánimo alguno de selección) del paso de estos años. La música: A new day, de Llewellyn, álbum Healing Massage.

Miércoles, 13 de Octubre de 2010 10:50. antiguosalumnosdominicos #. 50 ANIVERSARIO COLEGIO

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comJulio S

"Le pregunté sobre aquellos tiempos en que éramos aún tan jóvenes, ingenuos, entusiastas, tontos, inexpertos. Algo de eso ha quedado, excepto la juventud, respondió" ("El viejo catedrático", Wislawa Szymborska. Transcrito en "El tiempo envejece deprisa", Antonio Tabucchi).

Fecha: 13/10/2010 12:22.


gravatar.comLuis Heredia

Julio, mucho de eso ha quedado y algo de la juventud. ¿No ves cómo estamos tod@s? En plena forma.

Lo que sucedió hace tres años es una experiencia irrepetible, salvo por los encuentros que mantenemos, y que ninguno de nosotros pensó que nos iba a calar tan en el fondo del alma.

Pocos grupos de personas o exalumnos de colegios pueden decir lo mismo. Y si así fuera, no creo que lo hayan vivido con la misma intensidad.

Josemari, date por renovado en el mandato otros 50 años más y ojalá nunca te asciendan.

Besos a todos.

Fecha: 13/10/2010 17:22.


gravatar.commariano santiso

Un abrazo os sigo con cariño.Espero al menos veros por León cuando vaya camino de Asturias con mis churumbeles.Un abrazo para todos

Fecha: 13/10/2010 17:29.


gravatar.comJulio Correas

¿Que si mereció la pena?
Amigo José Mari, haciendo un mero recuento de mi experiencia personal, te aseguro que el/la blog destila Amistad por todos sus poros. Yo he recibido cariño y atenciones desde lo más recóndito, desde lo más lejano, desde lo más inesperado, y eso es muy gratificante.
He encontrado AMIGOS de hace más de 40 años y resultó que la Amistad estaba anclada en lo profundo y el Reencuentro y el/la blog la hicieron aflorar a la experiencia vital. He encontrado amigos que me han regalado el 1000 por 1 sin merecerlo, solo por ponerme a tiro!.
¿Y gracias a quién y por qué?... Pues tú y otros como tú tenéis casi toda la culpa. Nunca esperamos que este “tsunami” de viejas-nuevas amistades sucediera… pero sucedió y te aseguro que para mí al menos MERECIÓ LA PENA. El/la blog, el Reencuentro y vosotros me habéis hecho mejor persona, mejor amigo, y eso es algo impagable que nunca podré agradeceros bastante.
En la cita de Julio S. dice que “éramos ingenuos, jóvenes, tontos, inexpertos pero lo que ha quedado…” pues a mí me ha quedado el sentimiento de la Amistad con poso de hace casi 50 años con el que hace bien poco no contaba! Nos dice que “el Tiempo envejece deprisa”…, tan deprisa que sin darme ni cuenta mis padres se han ido , he perdido el “referente” y me he dado cuenta de que el próximo en la lista soy yo. Pero no me da miedo porque no estoy solo!.
Querido JoseMari, furriel sin galones y sin ascensos, GRACIAS por tu esfuerzo y GRACIAS por ser mi Amigo.

MERECIÓ LA PENA!

Fecha: 13/10/2010 19:12.


gravatar.comjoaquin Urbano

Que envidia os tengo a cuántos, hace tres años, recuperasteis relación, recuerdos, anecdotas...amistad. Claro que mereció la pena y lo que le queda por merecer. Yo descubrí este blog hace poco tiempo y no os podeis imaginar lo que ha supuesto para mi tal hallazgo. Al gestor o gestores de esta iniciativa, mi reconocimiento y mis gracias. VAYA SI MERECIO LA PENA.
Un abrazo para todos.

Fecha: 13/10/2010 20:42.


gravatar.comBeatriz

Claro que mereció la pena! Todos los amigos que yo he ganado, qué?

Un besazo gordo gordo!!

Fecha: 13/10/2010 21:48.


gravatar.comJavier Cirauqui

Gracias, Josemari, por este blog y estos encuentros.
El 12 de Octubre del 2.007, fue una fecha señalada.
Llevaba años queriendo tener contacto con mis antiguos compañeros de adolescencia e infancia y esto lo ha ha posibilitado- Todos los encuentros posteriores fueron más cercanos, pero aquel fue el inicio de una bella amistad. Un saludo y un abrazo. Javier.

Fecha: 13/10/2010 21:49.


gravatar.comJavier del Vigo

“…Por si acaso…”

Decías por ahí atrás, Javi Cirauqui, que me felicitas por si acaso. ¡Por si acaso, gracias!

Y, por si acaso, dejo constancia de que merece y mereció la pena aquel encuentro de hace tres años, conmemorando el 50 aniversario de la fundación de aquel colegio tan singular. Nosotros no somos los mismos que antes de la recuperación de aquel tiempo lejano. Recuperé parte de mis identidades ocultadas, tras mi inmersión en este charco de renacuajos devenidos a sapos, con perdón; recuperé amigos, recuperé memoria y nostalgias... Ya sabeis: me siento NOSOTROS, parte de un todo que merece la pena.

Y pensar que todo surgió al amparo de las nuevas tecnologías y por el tesón de un grupo de amigos, en León, que os empeñásteis en hacer realidad este presente! Enhorabuena, Chemari y demás amigos que hicisteis y haceis posible que este tinglado se mantenga en pie!

Una aclaración añadida: el otro día, alguien “sin nombre” dejó escrito que había que felicitarme. Así, sin más datos, en la más oscura nebulosa sobre la identidad del jilguero chivato, su relación con esta panda de viejos pirados… ¡Nada! No creo que aquel post sin nombre fuera que, por fin, el Mudo se haya lanzado a hablar; no lo creo, porque el Mudo es “mu” vago y le va de “cuyons” dejar constancia de que existe “a su manera”, con esa brevedad que lo coloca en las antípodas de incontinentes verbales como yo. Ni creo que a la Anselma le haya dado un arrebato de coquetería y se haya ocultado tras una cepa, en estos tiempos de vendimia…

Bien. Supongo que el/la jilguera dio el queo porque uno, como todo bicho viviente, cada año cumple uno más. Qué bobada, ¿no? Bobada esta frase precedente, quiero decir. Pero a mí “esa bobada” me tocó el pasado día 11. (Lo mismo que hace tres años, que cumplí años entre recuerdos, celebrando el aniversario en La Virgen del Camino.) Hablo del tiempo que nos pasa por encima como una plancha fatal. No me siento más viejo que ayer ni menos que mañana. Pero el tiempo va pasando y la vida, que corre ya cuesta abajo, me corre que jode, con perdón.

Tiempos de la Paramera recobrados: el mejor colegio privado del mundo en la época, con piscina y albornoz; no lo olvidéis, privilegiados elegidos por el dedo de Dios.

Nostalgias revividas, dejadme que hoy eche algunas fuera. Aquellos días me parecían largos; muy largos. ¿Qué digo?: ¡larguísimos!. Las vacaciones –me parecía- no llegaban nunca. Las rutinas, “los ires y venires” por los pasillos, lentos; gozaba de que llegase la noche: tras la “charleta” de P.Pedro o P.Cura, tenía uno un tiempo para “verse” en mismidad, sentado en la capilla, en su silencio envuelto en misterio; para “pensarse”.
Aunque aquellos momentos parecían no llegar nunca, porque estaban al final de la jornada.

El tiempo libre de la noche me gustaba: tras los rezos y la “doctrina”, se podía ir al aula a estudiar; yo aprovechaba para escribir una especie de “diario” emulando al Juan Ramón Jiménez de juventud. Algún trozo de aquel diario, recordareis, saqué a la luz en este blog. Cortos se me hacían los tiempos de introspección en la media noche, en la hora bruja, cuando los frailes no vigilaban desde el pasillo qué estudiábamos o en qué gastábamos nuestro tiempo; así que era cuando ponía pasión escribiendo sobre aquel futuro, misterioso pero mágicos, que me aguardaba en los recodos de la vida.

El milagro de la noche de uno se esfumaban en un plis plas; que a la mañana, inexorablemente, sonaría la música por los altavoces. Y -¡quién sabe! - quizá aquella invitación fatídica a ponerse de calzón corto y darse una corrida (perdón, no haya duda: de correr, andar aprisa) por el perímetro de la finca se hiciese realidad a través de la megafonía… ¿Unos tres kilómetros? ¿Cuatro? Soy de letras, pero si tuviera que cuantificar aquel perímetro con caminos de cantos rodados y viñas, pondría más de 100 kilómetros.

¡Éramos tan jóvenes…!

¡Vaya! Ahí dejo otro retazo de viejos tiempos, Javi Cirauqui, en este post de aniversario, "por si acaso" alguien escriba algún día la memoria completa de aquellos niños que se hicieron hombres en un colegio “apostólico”. Por cierto, estos días, que ando en otras guerras literarias, he aprendido que si los dominicos formaban “apóstoles”, los capuchinos tenían “serafines” en sus colegios seráficos…

¡La caraba! ¡Qué nombres y qué tiempos...!

Por lo demás, y por si acaso, agradezco a Oscarín, Julito, Perico, Patxi San José (cuando las barbas de tu vecino de fila veas quemar, querido… ¿cuándo te toca? En capilla, eh!), Martín, Manolo Centeno y Ximo el detalle de vuestras felicitaciones por mi cumpleaños.

Por otro lado, veo que en el encuentro de Salamanca, en el que estuvimos ausentes Ximo y yo -no pudimos competir por ver quién la tiene mayor y hace mejor “el trabajo”- nos habéis quitado el puesto una legión de buenos reporteros, unos con profesionalidad contrastada; otros, con voluntad de darnos envidia a quienes no pudimos ir.

Gracias, Chemari, Gerardo, Pitu, Martín, Leo, César, Santi y Julián. Tengo cabal información de todo lo que nos perdimos.

Por acabar. Javi y Pitu: habéis hecho unos relatos del encuentro en Salamanca tan precisos y preciosos que mismamente pudierais ser miembros de la mejor yeguada que vieron los siglos. ¿…que cual yeguada es esa…?. La duda ofende.

¡Besos, escribidores y lectores!

Feliz aniversario a todos quienes sentimos como propio aquel tiempo recuperado!

Fecha: 13/10/2010 23:03.


gravatar.comVibot

Javivi, feliz cumpleaños, eres uno de los pilares de este "nosotros". Todos los años que cumples te mejoran, como al buen vino.
Pitu, gracias por la energía y el humor pleno de simpatía e inteligencia de tu crónica.
Heredia, ¿dónde te cabe tanto cariño, tanta sonrisa buena?
Y asía hasta mil...
Josemari, ¿y tú nos lo prteguntas, que si valió la pena toda esta cercanía, esta desaforada -por fin sin fueros- comunicación, esta desinhibida simpatía, este sacarnos todas las espinas que aún dolían muy adentro, esta tardía floración de besos y de abrazos, toda la música del mundo, toda esta sinrazón, esta belleza...?
Poesía eres tú, Guindilla, Zascandil, sigue siempre enredándonos de amor.

Fecha: 14/10/2010 15:45.


gravatar.comRamón Hernández Martín

Puesto que aparezco en portada (homenaje a Pedro Rey), permitidme deciros que somos lo que hemos sido y seremos lo que somos. Cuanto más viva esté la memoria, más completos y sabios somos. Ahora bien, estos han sido tres años de memoria, alimentada, además, de emociones, de valores, de propósitos. Desde "cursarios", que venimos desde tan lejos, certifico que sí, que merece la pena y mucho.
Abrazos para los amigos con que cuento entre vosotros y afectos para toda la tropa.
Que Alá (estoy en Jordania) os colme de bendiciones.

Fecha: 14/10/2010 17:33.


gravatar.comJuan Carlos Cordero

¡Claro que mereció la pena, Josemari! Y mereció la pena, y el esfuerzo, y las ganas, y la dedicación, y el interés, y la alegría, y el cariño... aquel memorable Reencuentro y todos los días que han seguido en estos tres años.
Muchas gracias a tí, a todo tu "equipo", a cuantos mantenéis esa llama encendida. Aunque no os lo parezca, sigue siendo una referencia para muchos de nosotros, que aunque no participemos asiduamente en el blog y nos cueste un poco reunirnos (no por falta de ganas), seguimos la estela, por el Camino.
Un abrazo a todos y ¡feliz aniversario!

Fecha: 14/10/2010 23:49.


gravatar.comjose ignacio

José Mari, sí mereció la pena.

los vientos traen dulces risas
mezcladas con suaves lloros,
de aquellos niños las brisas
se clavan hasta en los poros.

Fecha: 15/10/2010 23:49.


gravatar.comJOSE MANUEL GARCÍA VALDES

Siento disentir de tantos que consideran que aquél /éste/el otro encuentro sí mereció la pena. Yo asistí a varios con la sola intención de hacer un estudio de observación de campo después de la cual, utilizando los datos recogidos y la contundencia de la lógica domótica (la de andar por casa), puedo concluir que tanto encuentro no supuso/supone más que gastos y desgastes difíciles de evaluar. Por lo tanto, todos esos que afirman que sí mereció la pena creo que lo hacen utilizando una gran dosis de hipocresía. Hagamos un somero análisis por campos:
1. Económicamente: ¿Alguien ha calculado los miles de euros gastados en gasolina, aceite, peajes, hospedajes, botellones, etc., etc.? Si viajas no trabajas y si no trabajas no produces, en cuyo caso ¿Pa qué?
2. Laboralmente: ¿Cuánto absentismo o bajo rendimiento laboral se produjo durante esos días? Es cierto que hay algunos jubilados pero son más los que están en activo que, si el fin de semana no trabajan, que bien pudieran, deberían estar descansando para el lunes volver con más bríos. La crisis sólo se superará trabajando más, cobrando menos y jubilándose más tarde, vale (¡cabronazo!). Conclusión: mejor hubieseis estado en casa trabajando o descansando.
3. Socialmente: Esas concentraciones de masas sólo sirven: a. para incitar a la órgia y al desénfreno; b. para dar envidia a los vecinos que al vernos cargar y descargar maletas creen que todo el monte es orgasmo; c. para causar desasosiego y alterar el rezo de la comunidad de monjitas, deja así de cumplirse el ora et labora principio básico para salvar al mundo; d. para producir atascos en las calles ¿qué sentido tiene que manadas de desocupados anden, al amanecer, buscando ranas o viendo cerdos que no había?; e. para que nos confundan con un grupo del Inserso y acaben suprimiendo sus viajes; f. para … En fin, todo problemas. ¿Merece la pena generar más problemas de los que ya tenemos?
4. Políticamente: A punto estuvo de romperse alguna amistad por discusiones políticas que de haber estado cada uno en su casa no se hubieran producido. Invito a Julián a que dé su visión. ¿Vale la pena perder amigos?
5. Familiarmente: Los que llevan a su “querida”: Cuántas discusiones en el coche: que si vas muy de prisa, que si adelantas a muchos de una vez, que tú ya no tienes los mismos reflejos, que si te van a poner multa, que si… Los que van solos: ¿Cuántos días han dormido de cara a la pared sobre todo cuando aparecen las fotos y se les ve besando a la del vecino? Hubo incluso amenazas de separación de bienes. ¿Seguís opinando lo mismo?
6. Culturalmente: Según apunta Argüeso, han aparecido monumentos con pintadas de esta índole: “aquí estuvo uno de la yeguada del 60 el tantos del tantos”, “cuidado con los del 59”; “en este convento estudiamos los inquisidores y yo”; etc. etc. Dese modo el patrimonio cultural no durará hasta el próximo encuentro.
7. Psicológicamente: Teníamos todos los recuerdos, todos los sentimientos y emociones a buen recaudo en la memoria, enteritos y calentitos; ahora han aflorado y se pueden resfriar o soliviantar. Hemos gastado muchos besos, abrazos, lágrimas, buenos propósitos, correos, etc. etc. , y ¿pa qúe?
Conclusión: ni p ni q, r (r de repetir). Sed sinceros y decidlo que lo sepan todos.
Ya no hay abrazos porque se gastan. Bueno, uno pequeño para “NOSOTROS”.

Fecha: 16/10/2010 11:00.


gravatar.comPedro Rey

Sí mereció la pena. No hay que poner fronteras a la fraternidad, pues, en ella nos salvamos. Al ver las fotos, la emoción me invadió, y se me saltaron las lágrimas. Un abrazo para todos.
Pedro rey

Fecha: 17/10/2010 23:48.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris