Facebook Twitter Google +1     Admin

El valenciano Ximo López Ros y el ruso Mariano Estrada

20131008124628-image001.jpg

¿Encontráis alguna diferencia? Quitando los ladrillos, las persianas y las corbatas, yo no veo otra.

 


 

Del día a la noche, esa es la distancia que hay entre aquella foto de entonces y esta de ahora. Por lo demás, seguimos siendo aquellos  chiquillos que en sus ratos de asueto se procuraban un marco para la eternidad. Digo yo que sería para la eternidad, porque no creo que nos procuráramos un rinconcito para el amor, que no solo estaba prohibido y perseguido, sino también anatematizado. ¿Ana te matizó a ti? Pues a mí tampoco. O sea que de amor, nada, monada, si acaso un cosquilleo en el subconsciente testarudo e incontrolado…

 

Pero al margen de lo que vosotros penséis, ¿qué es lo que pensaría la peana, si la peana siguiera siendo la misma, que no lo es, claro, ni la ventana tampoco? Pues más o menos esto: “Vosotros diréis que seguís siendo los mismos, pero las carnes y los huesos  que se apoyan en mí, ya no tienen el nervio lustroso de los potros salvajes, sino la flacidez chunga de los viejos caballos domesticados. ¿Creéis que por hacer la foto de noche no se os iban a ver las arrugas y los kilos, los achaques y el colesterol, las canas y las patas de gallo? (Señor López , ¿por qué se ha fotografiado usted con las gafas, si entonces no las tenía?)

Por otro lado,  si queríais repetir aquella vieja foto, ¿por qué no habéis emulado siquiera las posturas? Tú, Joaquín Ros, has juntado las piernas inconscientemente. ¿Tanta caña te ha metido la vida? Además, ¿por qué apoyas las manos en la peana, ¿tan viejo está tu culo que ya no se sostiene por sí mismo? Y tú, Mariano Estrada, ruso de pacotilla, antes cargabas hacia un lado y ahora estás cargando hacia el otro, ¿eres de izquierdas o de derechas? ¿Comes carne o pescado? ¿Por qué esa pose de seriedad sobrevenida cuando tú eras el chulín de naturaleza rebelde y revoltosa que se percibe claramente en la foto?

En resumen, no habéis dado ni una, muchachos habitados por la añoranza: habéis hecho la foto con nocturnidad, la ventana no es la misma, las posturas son otras… ¿A quién queríais imitar, si vosotros, los de entonces, ya no sois precisamente los mismos? ¿Es que no habéis leído a Neruda? Menos mal que por lo menos os habéis cambiado de ropa.

Y ahora hablando en serio: estáis para poneros flores en las dos fotos. En la de antes, para ensalzar vuestra belleza. Y en la de ahora, para que cubrieran una parte de vuestros  incontables desperfectos, que es lo que hizo Quique Muñiz en el altar de la Capilla de la Escuela Menor, donde faltaba el sagrario.

PD: entre tú y yo, Ximo: lo dicho más arriba solo es para no causar envidias en la parroquia. Tú y yo sabemos que seremos indultados por nuestra estampa hermosa y fiera,  como toros del paisaje de España. Con todo lo que ello conlleva.

Mariano Estrada

Viernes, 11 de Octubre de 2013 10:01. antiguosalumnosdominicos #. FOTOS Y DOCUMENTOS

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comMariano Estrada

Hola, Ximo: me encantó verte de nuevo. Y me gusta esta versión actualizada de nuestra foto. Quiero una tercera. Al ruso no le hagas ni caso, que desbarra.
Un fuerte abrazo.

PD: me ha dicho un pajarín, cuyo nombre no es Pedro, que hoy es el cumple de Javier del Vigo. O sea que toma el portante y ve a sacarle de casa, que él anda vago y se derrama en el sofá de su casa.
Anda, Javivi, levántate y anda, que Ximo va a llegar a tu puerta con un ramo de flores. Cuando acabes con él, yo te estaré esperando en el Allon Mediterránea, para invitarte a un café y tirarte sesenta y tantas veces de las orejas. No traigas a Julio, que nos distrae.
¡FELICIDADES! Y un fuerte abrazo, Txaval. Por ti no pasan los años...

Fecha: 11/10/2013 11:49.


gravatar.comAntonio Argüeso

Mariano, Máximo, estabais y estáis fetén (decíamos así ¿no?), la verdad. Y contrariamente a Javivi, que le ha caído uno más, por vosotros no han pasado los años.

Pero dicho lo anterior, me vais a permitir dirigirme aquí directamente a quienes piensan que me he perdido, porque no, caro Pitu, no menos querido Javivi, no me he perdido y a la vista está que pensándolo mostráis haber perdido “lo fundamental” o fondamamentaux, que diría un francés, utilizando ese vocablo que han tenido que inventar recientemente (no te extrañes pues, Tejo, si no te suena) por carecer esta lengua de lo neutro.

Y lo fundamental ante un cambio de vida, os recuerdo, es el retiro. Prolongado cuando el cambio era radical (¡qué fue, si no, nuestro noviciado!) o de unos días o semanas, cuando es menor. Y este segundo retiro son los Ejercicios Espirituales, época durante la que uno se retira del mundanal ruïdo, para seguir la senda de los pocos sabios que en el mundo han sido. U dicho queda, “en el mundo”, con lo que Casorvida queda excluida.

Y es lo que he hecho para preparar la jubilante jubilación. Verdad que mi retiro se veía interrumpido por albas batas albas, pero al ser relativamente prolongado me ha permitido hasta releer Bomarzo y descubrir “El hombre que amaba a los perros”, que si andáis con tiempo os aconsejo, pues a pesar de un inicio un poco lento, veréis que no tiene desperdicio.

Y me he perdido, claro ese otoñal vendaval de entradas y comentarios en el blog. Iremos digiriéndolo poco a poco.

PS/Esta mañana me ha pasado lo que a Carlos: estábamos 10 y nueve eran de los USA. No sé qué pensar, la verdad

Fecha: 13/10/2013 14:45.


gravatar.comJOSÁ MANUEL GARCÍA VALDÉS

Antoñito, explícame qué hay detrás de este párrafo: "Verdad que mi retiro se veía interrumpido por albas batas albas, pero al ser relativamente prolongado me ha permitido". Lo de las blancas batas blancas me suena a medicina, hospital ... ¿Qué?
No voy a reiniciar viejas polémicas pero te recuerdo que CASORVIDA es NADA y la NADA ES, y el ser lo llena todo: unum, verum et bonum; calificativos aplicables al concepto CASORVIDA. Sal de ese silencio y pon al personal en fila india dispuesto a dar señales de vida. De Javivi ya sabes que, como todos los mortales, la tengan larga o corta, cada año es más viejín.
Benito, Julián y Javier, según tengo entendido,han emigrado al País del Silencio, en el que los hombres, por el aislamiento y la "mudez" se vuelven, 1º locos y después, tontos. No pude despedirme de ellos para decirles: que os den; lástima.
Bienvenido
Abrazos

Fecha: 14/10/2013 17:09.


gravatar.comLuis Heredia

Me preguntaba lo mismo que Pitu, Antonio. Si nos lo aclaras, estará todo más claro.

Fecha: 16/10/2013 09:57.


gravatar.comAntonio Argüeso

Pitun Luis, como ya pasó, lo explico: soy, dicen, de los antiguos y raros que estaba orgulloso por no haber tenido ninguna baja laboral. Pero dicen también que el orgullo es un pecado, no sé si capital o cardinal; pero pecado, por lo que fui castigado. Oséase que la última semana de curro, la última, tuve que presentar baja por enfermedad ya que me había entrado un virus en la sangre que me tuvo postrado (se dice así ¿no?) largos días ya que como no soy de Casorvida y sí hombre recio, resisto a casi todo y en este caso, a los antibióticos, por lo que costó dar con uno que consiguiera echar al intruso.

Consecuencia, que despedida casi como la de Isidro; digo casi porque sí parece que habrá una cuando todo entre en orden, pero será ya recalentado, que no es lo mismo.

Los silenciosos del 59, caro Pitu, mejor dejarlos. Si algún día les echamos la mano encima, les echaremos la bronca, si nos dejan y si no, pues ni eso.

Fecha: 16/10/2013 15:36.


gravatar.comJOSÉ MANUEL GARCÍA VALDÉS

Antoñito, los virus esos que te entraron no sabían dónde entraban; al tercer día seguro que salieron cagando leches. No sabían que eras de Llano, criado con leche de burra y con embutidos de los más y mejores gochos de la comarca, porque, en ese pueblo hay gochos, ¿no?. En Casorvida los virus ni se conocen.
Nos alegramos que estés sano, sanote y jubilado jubiloso. Que lo disfrutes. Si tienes poca pensión acude a Julián que puede conseguirte cuanto quieras.
Abrazos

Fecha: 16/10/2013 17:29.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris