Facebook Twitter Google +1     Admin

LUISITO HEREDIA EN LA BODA DE SU HIJA (Historia de una fotografía)

20180905200834-e4e14c34-50a0-4bb1-aad5-66f1a8bf3cb6.jpg

Hola,  Josemari, porque me lo pides tú… que si no….


Historia de una fotografía

 

No sé cómo te ha llegado la foto pero bien que me hubiera gustado que en vez de ésta con cuatro personas solamente del Colegio hubiera sido una de esas de 400 o 500  que se salen por los bordes porque el encuentro  y la celebración bien que lo merecía.

Es más, mi hija me preguntaba antes de la boda si quería yo que se celebrase en un campo de fútbol por si veníais todos. Como me parecía demasiado, optamos por una pequeña representación en la que cada uno de los elegidos tenía una misión que cumplir. Porque a las bodas hay que ir para algo y con algo.

 

Así que, no teníamos cura para celebrar la ceremonia en la Ermita del Santo Cristo, y como a mi se me habían acabado los primos, los carnales,  ejercientes en este oficio,  pensé: 

-          Anda¡, Pero si tengo a Fray Javi Espinosa¡. Y él, que siempre fue un buenazo y  generoso, ya desde los albores  del curso del 62, y como buen jubilado necesita conocer más mundo material, se apuntó en cuanto comprobó que en su apretada Agenda ya no tenía más Comuniones para esa fecha ni se preveían funerales que le hicieran perder la oportunidad de apuntarse al bombardeo que se avecinaba.  

No pude haber hecho mejor elección. Tan es así que le felicitaron más a él que a mi como padrino por su know how, su cercanía y  su  homilía, acto que como muchos sabéis, se puede convertir en un tostón y que en este caso fue por lo que se granjeó las felicitaciones y aplausos de todos los allí reunidos. 

Yo, después del Ite Misa Est, pedí a Dios por la felicidad del matrimonio pero también me atreví  a pensar  que lo que Javi unió, que no lo desate ni Dios.  

 

Así que, tampoco teníamos Director de Coro que dirigiese a mis herman@s, cuñad@s y sobrin@s y pensé:

-          Anda¡ Pero si tengo a Carlitos Jiménez-Cuervas Mons, “Bañugues¡. Y él que siempre fue un buenazo y generoso, ya desde los albores del curso del 62, y como buen jubilado titulado desde hace tiempo, se apuntó en cuanto comprobó que en su apretada agenda era temporada de veda de rapiña de almejas y otros moluscos en su playa y que como le pedía el cuerpo música, ni corto y mucho menos perezoso, cogió su automóvil  y se plantó en Gijón donde le serví de anfitrión para las presentaciones oportunas en C/Cabrales 92.   Quedó pasmao con el trabajo que le había encomendado pues nada más oir a mi familia como hablaban a voces, pensó: -“No puedo renunciar a este reto aunque haya mucho que lidiar”. Y así fue. En el primer ensayo se dio cuenta que mis herman@s, cuñad@s y sobrin@s, hablaban a voces pero  para saludarle pero que cantaban a voces también, o sea, primera, segunda, tercera y cuarta, de momento, porque de seguir con el Coro después de la boda, os aseguro que daríamos conciertos a seis voces o más.

Fue un auténtico éxito también y no pude haber hecho mejor elección. Tan es así que me preguntaban dónde había contratado al Coro y que se notaba mucho la presencia del Director. Si Carlitos hubiera llevado tarjetas de visita, os aseguro  ahora mismo que  en vez de con caña de pescar dormiría con una batuta. Yo leo todos los días LNE, LVA y EC y no me extrañaría nada que cualquier día saliera la noticia sobre que 

 

“Un señor ha sido visto en la playa de Bañugues dirigiendo a un coro de almejas en dirección a su casa ayudado simplemente por una batuta y a riesgo de sufrir un accidente dirigiendo sobre las rocas. Alguno de los testigos afirmaban recordarles mucho al flautista de Hamelín pero con batuta en vez de flauta, un pelín más orondo y que las almejas que le seguían eran aún más gruesas que las ratas del flautista.”

 

Así que, tampoco teníamos organista que tocara el órgano en la Iglesia para que se luciera aún más el Coro y pensé:

-          Anda¡ Pero si tengo a Seque a 22 Km¡ Y él, que siempre fue un buenazo y generoso, ya  desde los albores del curso del 61, y debido a la cercanía kilométrica que nos une, y de otras cosas, y que con él ya había tenido yo más encuentros y siempre me decía: -“Luisito, si no vienes a Estepona porque no puedes conducir, llámame Mahoma y voy yo a la montaña”, no hubo  entonces mejor ocasión que pensar en invitarle a él y a la encantadora de su esposa Lina. Seque maneja el órgano como a Lina. No os podéis dar idea de cómo toca. A parte de Lina, los que sabéis de sus virtudes me daréis la razón, pues se cuenta que Seque era al único estudiante de Las Caldas al que el Padre encargado de la Iglesia “le dejaba tocar su òrgano”. No trajo su órgano, de tocar, porque había uno en la Ermita pero sí a dos chicas sopranos de refuerzo que cantaron a dúo un Pie Jesu que pusieron en Pie al Jesu, a todos los asistentes y hasta las señoras se despeinaron todas porque se les pusieron los pelos de punta. No pude haber hecho mejor elección. Tan es así que me decían si el organista y sus acompañantes ( sin referirse a Lina) tenían intención de tocar y cantar algo durante la madrugada.   Pero....qué pena¡. Lina y Seque no salieron en la foto porque no podían asistir al banquete ya que su hija llegaba esa misma tarde de Londres y antes es la devoción por una hija que la obligación para ir a tripear.

- Así que, no obstante haber conseguido traer a la causa a este triunvirato, comencé a repasar los retoques típicos de una boda y me di cuenta que me quedaba cojo, pues alguien me faltaba y pensé:

- Anda! Pero si Lalo y Rosa están por Málaga de a fechu  hasta que el calor y el marisco   les separe, o sea, pa siempre. Y él, que siempre fue un buenazo y generoso ya desde los albores del curso del 64 y ya está jubilado, y Lalo sigue a Rosa que aún trabaja lo mismo que Rosa sigue a Lalo, lo pensaron solamente una vez y no podéis imaginaros “qué alegría cuando me dijeron, vamos a la boda de María”. Sin música porque Lalo confiesa que las únicas notas que conoce son las que le escribe Rosa y le deja colgadas de la puerta de la nevera cuando ella se va a trabajar. Bueno, pues no es que solamente vinieron; es que Vino Lalo y Vino Rosa y mi hija y yerno, de solamente dos horas, están aún leyendo la dedicatoria de su regalo y que yo espero que se cumpla todo para celebrarlo. Tan es así, que mi hija me dice a menudo si pueden repetir la boda para  Lalo y Rosa y me preguntan con frecuencia: ¿Vino Rosa, Vino Lalo?. Como editor oficial que es del blog Vino con dos ejemplares del libro Paraísos,  escrito por el afamado pintor, dibujante, blogero, y experto en Arte y otras cosas del comer y del beber, sobre todo,  Jesusito Herrero. Todo un detallazo por su parte que le agradeceré hasta que se publique otro y me lo traiga. Es un lujo disfrutar de estos compañeros. Por cierto, uno de los ejemplares era para Seque pero con el follón de la salida de la Iglesia, besos y fotos, no se lo pudimos entregar. Pero tranquilo, Jesusito, ya me acabo de incorporar a la vida civil y llamaré a Mahoma para que venga a la montaña.


Y ésta es la historia de la fotografía de un día inolvidable para mi y espero que también para los cuatro hermanos que me acompañaron ese día junto a Rosa y Lina y que hizo que aumentara mi familia a 18, 14 de sangre y 4 de Colegio.

 

Josemari, te aviso:  que  no te envíen fotos del baile para comentar porque estarán movidas y no me voy a aclarar.

 Me acordé muchísimo ese día de los otros 400 o 500 ex-apostólicos que por una u otra razón no pudísteis asistir. Pero no os preocupéis, si se me casa el hijo soltero que me queda os aviso y ya iréis pensando en algún cometido.

 

Os quiero, como siempre, o incluso mas.

 

Luis Heredia

 

 

Miércoles, 05 de Septiembre de 2018 20:11. antiguosalumnosdominicos #. PERSONAS QUERIDAS

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comJose Manuel García Valdés

Luisito, enhorabuena por haber colocado a tu hija (junto a su marido); ya tienes una boca menos que alimentar, pero, ojo, te vendrán dos o tres en forma de nietos. Teniendo organista, director de coro, editor y ... por la jeta cualquiera casa a los hijos; sólo te faltó uno: el "paganini". Hay que pensar en uno.
Cuenta conmigo no para casar a tu hijo, sino para "recasarte" a ti con Pilarina, ya te queda poco.
Un abrazo.

Fecha: 05/09/2018 20:40.


gravatar.comMarcos Berrueta

Enhorabuena Luis. Me alegro un montón que os lo hayais pasado rebien.

Un abrazote

Fecha: 06/09/2018 07:53.


gravatar.comRamón Hernández Martín

¡Qué atractiva escalera (me refiero a la foto) con rellano en el centro, jajajá! ¡Qué lucido y elegante aquelarre (me refiero a la crónica) de gentes bien dotadas! No sabía yo que tales maravillas ocurrían aquí mismo, a cuatro metros, por así decirlo, de mi opaca y encriptada existencia en la Cuenca Minera. ¡Pura envidia la que siento! ¡Ánimo y seguid disfrutando a fondo de vuestra juventud, tan guapos y ágiles como os mostráis, y que la carrera de bólidos emprendida por los protagonistas de la cosa, los desposados, alcance su meta para ser ellos coronados de felicidad! Amén.

Fecha: 07/09/2018 11:33.


gravatar.comCARLOS TEJO

Y los cuatro, metidos en el triángulo divino, base de la "sección aurea"...El ojo de la Providencia, el que todo lo ve..
Pobres ingenuos,Lalo, Luisito, Javier y Carlinos, sin darse cuenta se instalaron en el interior del espacio donde más estaban expuestos a la vigilancia divina.
Los "malos" a veces intentan ocultarse de la mirada del Supremo. La conciencia no los deja tranquilos..
Ah! Victor Hugo,y su "Leyenda de los siglos", haciendo huir a Cain del ojo acusador de Dios, que siempre y en todo lugar se le aparecía. No había lugar en la tierra para ocultarse hasta que cavó una fosa:
"On fit donc une fosse, et Cain dit: "Cést bien!"
Puis il descendit seul sous cette voûte sombre.
Quand il se fut assis sur sa chaise dans lómbre
El qu´on eut sur son front fermé le souterrain,
L´oeil était dans la tombe et regardait Cain.

La próxima vez, amigos queridos, echad una mirada hacia el suelo que pisáis. Ese triangulo en el que estáis "encuadrados"...

Fecha: 07/09/2018 16:24.


gravatar.comLuis Heredia

Lo primero, darte las gracias, Josemari, porque pedirme que comentase la foto me hizo recordar de nuevo momentos muy especiales e inolvidables. La boda de mi hija no hubiera sido la misma sin la presencia y la participación tan activa de Javi Espinosa, Carlos Jiménez-Cuervas Mons, Seque Martín, el Gran Lalo Mayo, Rosa y Lina.
Muchas gracias, Valdesín. Ojalá se cumplan tus deseos y me vea de pronto con dos o tres bocas con chupete. Pilarina y yo nos recasamos el pasado día 6 de Sept por cuarenta y tresava vez. No fue un recasamiento multitudinario. Solo nos acompañó Frodo, el perro de mi hijo soltero que nos lo empaquetó porque se fue de viaje por ahí lejos a ver bichos y animales. A ver si caza algo por allí y habrá que pensar en algún “paganini”.
Muchas gracias, Marcos. Lo pasamos bien, no, lo siguiente. Yo, en especial por haber venido y participado Javi, Carlinos, Seque, Lalo, Rosa y Lina.
Muchas gracias, Ramón. Te juro que lo de la escalera fue improvisado y eres tan bueno, tan bueno, que nos calificas de jóvenes, guapos y ágiles. La verdad es que calificativos así se agradecen y aunque no nos echaras estos piropos, ten por seguro que disfrutarás con nosotros en la próxima boda. Así verás con tus propios ojos que lo de jóvenes es un acierto, lo de guapos es según el color del cristal con que se mire y lo de ágiles no cuadra con el bastón de Carlinos, con el mío que he escondido a mi espalda para que no saliera en la foto ni con los andares de Javi. A Lalo le haremos una prueba a ver de qué pie cojea porque joven y guapo lo ha demostrado con “creces”, que parece que cada vez más y no para a tenor de su altura.
Ay¡ Carlitos Tejo, me ha dado el soponcio con lo del triángulo. Parece que Ramón y tú os habéis puesto de acuerdo. Ramón hablando de “aquelarres” y tú de triángulos divinos. Mira que lo tenía yo todo bien calculado y programado y no caín en el detalle del triángulo con la de veces que fuimos a visitar el sitio antes de la boda. Si lo sé, hubiera ido igual pero vaya lío si tengo que decir a los invitados que tenían que sortear los triángulos. Había prao de sobra para todos pero si tengo que explicar la razón para no pisar los triángulos, me temo que hubiéramos quedado para los pinchos y la cena los cuatro de la foto, los desposados y sus respectivas familias. Más que nada porque haber venido desde Gijón y Cádiz a Marbella pa ná, pa eso no vengo, dirían. A los demás, a mi plin, porque Santa Rita, Rita, Rita, lo que se regala no se quita. Pero gracias, Carlitos porque no me caerá en saco roto tu advertencia. Lo malo es que voy a tener que ir siempre mirando para el suelo y tener más cuidado por dónde piso aunque parezca un gili contando las baldosas. Vaya vida que me espera de ahora en adelante para no caer en el oxímoron. Avísame si ves triángulos por el Paseo de Begoña o El Muro.

Fecha: 09/09/2018 12:06.


gravatar.comRamón Hernández Martín

¡Jajajá! Si Luis no rezuma juventud y soltura en su "réplica", que baje Dios y lo vea (bueno, no, que en la foto lo habéis puesto a los pies de los caballos a los ojos de Carlos Tejo). Creo que lo de los bastones y cojeras es solo para disimular, pues a Bañugues lo he visto mejorar un montón desde el homenaje a fray Pedro Rey en Vegaquemada.
Por mi parte, "a la vejez, viruelas", pues, cuando los ochenta parecen ya breva madura, hoy me he puesto a pontificar sobre la vida y la muerte (me refiero al post 17 que acabo de dejar en Religión Digital), jugoso tema que ve en positivo la muerte y sus circunstancias. Como "jóvenes", os animo a que lo saboreéis, pues os queda mucha vida por delante.
Gracias, Luis, por tanto placer y brío.

Fecha: 09/09/2018 13:32.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris