Facebook Twitter Google +1     Admin

LAS CLASES DE BOX

20130205121313-bosenclase.jpg

Como aquel dogma de tres personas distintas en un solo dios verdadero, o como las hijas de Elena que eran tres pero ninguna era buena, así se me ocurrió enviar pegadinas tres fotografías de nuestras clases del colegio a Fernando Box seguro de que su visión le podría sugerir algún comentario "jugoso" que compartir con todos nosotros.

Acerté de pleno. Ya sabemos cuál es la clase verdadera y cuál la buena.

Y es que, en aquellos años en blanco y negro,  su óptica y su luz eran distintas a las nuestras, las de las clases y las de Fernando.

... y veo al padre Box, despeinado, intentándome explicar las ecuaciones de segundo grado (¿se llamaban así?) mientras yo miro por la ventana por donde se ponía el sol de la tarde... 

 


 

No sé si recordaréis que la primera vez que salí en el blog yo era una pizarra. Bueno, me explicaré: el 8 de julio del año 2007 ya había yo contactado con el blog, porque aquí en Valladolid alguien me habló de ello. Conecté con las fuerzas vivas, léase Josemari Cortés, y dije que estaba dispuesto a asistir a los eventos del 50º aniversario.

Como no mandé foto ni nada, apareció entonces la leyenda "Reencontramos a Fernando M. Box" y una pizarra como símbolo de todo lo que había dejado en mis tres años de la Virgen del Camino.(*)

 

Aunque el texto correspondiente aclaraba las cosas, me produce cierto regocijo el ver que ahora me toca comentar tres fotos referentes a un aula, como si quisieran decir que en cuanto Josemari ve una pizarra, se le aparece el fantasma del que suscribe.

 

 

Yo le daría la razón en cierta manera porque aunque no es lo único que he hecho en mi vida, es cierto que he pasado muchas horas, y sigo haciéndolo, ligado a ese artefacto y a su tiza, con el consiguiente perjuicio para mi cantarina garganta.  Ese artefacto, que algún estúpido ha calificado de "panel didáctico vertical ", y  que en estos modernos tiempos toma a veces la forma de pantalla para el "cañón"; técnica que a veces me hace perder la paciencia, pero a la que agradezco el que a menudo funciona muy bien y facilita las cosas, evitándome la dichosa tiza.

 

He dicho en más de una ocasión que quiero que se me recuerde como profesor, porque a ello le doy toda la importancia. Me he dedicado a la enseñanza, y en tiempos en que ya no estaba de moda, a la educación. Creo que son dos mundos distintos que muchos confunden, porque la misión del profesor es enseñar a otros, pero es responsabilidad de todo el mundo educar a las generaciones que nos siguen. Al ser padre de familia me ha tocado en suerte educar lo mejor que he podido, como ha hecho cualquiera de vosotros, pero, aunque como profesor debía enseñar ciencia y matemáticas, como persona he educado también en valores diferentes, muy ligados a la vida. Siempre he pensado que la educación la debe trasmitir el profesor de modo sutil y disimulado, sin peroratas, sin prédicas, pero de la manera más eficaz posible.

 

Y de la enseñanza ¿qué os puedo decir? Cuando uno dedica cuarenta años a enseñar y encima a uno le gusta, su vida está casi justificada. Quedan los buenos recuerdos. Aparte de ello no me he apartado de la enseñanza nunca, ni siquiera ahora. Y sigo satisfecho. Los dos temas principales de mi enseñanza actual, oral o escrita, son la luz, en óptica, y el tiempo desde varios puntos de vista. Resulta que las fotos que me manda comentar Josemari son un recorrido por el tiempo, pero él no se ha dado cuenta de que en las aulas de La Virgen del Camino nunca faltó ese milagro de la luz. A mí no me ha pasado desapercibido.

 

Me he preguntado si esas tres fotografías me representan todavía. ¿Siguen siendo yo mismo en tres momentos de mi vida? Vamos a verlo.

 

PRIMERA FOTOGRAFÍA

Los chavales estudiando, que por cierto está en el blog con el título: "Mi clase de 7º A (curso 1973-1974)", con fecha 18 de mayo de 2007, y que parece fue enviada por Juan Carlos Cordero, es una reseña de la responsabilidad. El colegio está en marcha, los chicos estudian, la gente es seria, creemos. Mi tiempo de enseñanza en ese colegio, desde 1964 a 1967, fue un momento muy especial de mi vida. Admito que hay conexión conmigo.

Esa foto puedo ser yo también.

 

SEGUNDA FOTOGRAFÍA

Esta fotografía es la de los tiempos que siguieron, de decrepitud, incuria, y desolación. Nunca quiero hablar mal de los dominicos, pero es la foto la que habla mal de ellos. Y lo siento.

No me representa. No soy yo. No quiero serlo.

 

TERCERA FOTOGRAFÍA

La última es la de la modernización, la de los tiempos hodiernos, la de la técnica de los ordenadores. Me alegra que se haya llegado a esto, que el aula se haya rejuvenecido, que siga viva. Aunque ya soy provecto siempre he procurado estar en mi tiempo. Porque siempre he pensado que éste es mi tiempo, el de hoy. Mis tiempos no fueron los de antaño, mis tiempos, longevos ya, son los actuales. Me niego a pasarme la vida en el pasado, olvidando el presente y desconfiando del futuro.

Si esa aula no soy yo, al menos sí me siento próximo a ella.

 

Fernando M. Box

 



 

(*) nota del furriel.- este es el enlace a la noticia del blog de 7 de Agosto de 2007 que recoge la "aparición" de Fernando en el Blog.

http://antiguosalumnosdominicos.blogia.com/2007/070801-reencontramos-a-fernando-m.-box.php

Sábado, 09 de Febrero de 2013 12:19. antiguosalumnosdominicos #. COLECCIÓN EL TOMILLAR

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comAntonio Argüeso

Fernando, salvo que la memoria me juegue muy malas pasadas, no creo haberte tenido como profesor. Nuestro último año en la Paramera fue 1964-1965. Sin embargo, igual nos dirigiste algún cineclub. Recuerdo como bocanadas de aire fresco aquellas reuniones de pequeños grupos para hablar de la película proyectada; lo dirigía un fraile joven al que no consigo ponerle nombre ¿eras tú?

Pero vamos a los muy interesantes comentarios de las fotos (y aún más interesantes, sobre la enseñanza). Lo que más me llama la atención es el impacto de la Paramera. Que muchos de los que por allí pasamos consideremos que fue determinante, es objetivamente lógico. Muchos veníamos de ningún sitio, de una vida reglada por las estaciones y el tiempo en lo vital y por el maestro (de cuando aquello) y el cura (más de cuando aquello) en lo vivencial. No teníamos, además, pasado y la salida a un nuevo mundo, sobre todo si este nuevo mundo es la Paramera, marca.

Tu caso es diferente. Llegaste a la Paramera ya con un pasado. Estuviste, además, solo tres de los cuarenta años que dices haberte dedicado a la enseñanza. Y te preguntas si esas fotografías te representan “todavía”, con lo que la respuesta es, que sí, que la Paramera también te marcó, como por los comentarios que en el blog abundan, tú marcaste a los que siguieron tu docencia de ciencia y de vida.

Fecha: 10/02/2013 12:10.


gravatar.comlalo

Ya me disculpareis que introduzca aquí este enlace, pero creo que es interesante. Después de los mensajes de Tomas sobre el Congo y las masacres por los nuevos minerales, El Mundo publica una entrevista con una monja que lleva allí 25 años. Confirma las denuncias de nuestro compañero.
Esta es la entrevista:
http://www.elmundo.es/elmundo/2013/02/08/solidaridad/1360342426.html

Fecha: 10/02/2013 13:30.


gravatar.comsantiago rodriguez

Fernando: me gustaria conocer cuando enseñaste Cosmología en Las Caldas, pues yo tuve de profesor al P. Antonio Moreno; el P. Alberto, por sus ocupaciones como prior, habia reducido su actividad academica a Introduccion a la Filosofia, una clase semanal, que en realidad era un comentario al libro EL CONCEPTO DE FILOSOFIA del P. Santiago Ramirez.

Fecha: 10/02/2013 18:54.


gravatar.comsantiago rodriguez

Come profesor de Matematicas en LEON, sustituiste al P. Casquero que había pasado a Síndico Provincial, o hubo alguien en medio.

Fecha: 10/02/2013 18:59.


gravatar.comOlano

Nadie parece acordarse que aparte de mate fue profesor de Inglés. A nosotros,por lo menos, nos dio English con el libro aquel "... for foreing students". Nos llegó después de Tascón. Recuerdo que Box había estado en Newcastlle. Fue, si no estoy equivocado, el curso 1965-66, en 6º.

Fecha: 12/02/2013 13:05.


gravatar.comfernando muñoz box

Voy por orden:
A Santiago. Te copio algo de mi currículo:

"1965-1968
Profesor extraordinario de un cursillo mensual de Cuestiones científicas relacionadas con la Filosofía en el Instituto Pontificio de Las Caldas de Besaya (Santander), durante esos tres cursos."

En cuanto a sustituir al P. Casquero no lo puedo ni afirmar ni negar, aunque mi impresión es que no. Yo llegué en Septiembre de 1964.
Creo que antes que yo dieron Matemáticas tanto el P. Uría como el P. Ángel P. Casado, el de La Peña de Francia.

A Olano. Ciertamente di clase de Inglés un curso, y recuerdo que introduje una novedad, que hubiera sido mal vista por los Ministerios de Educación de varias épocas.
Decidí que dar clase a la vez a los que sabían un poco de inglés y a los que comenzaban era una pérdida de tiempo. Por eso separé a unos de otros, dejando bien claro que no se trataba del "pelotón de los torpes", y permitiendo que alguno se cambiase si quería. El hecho de que tuviese dos horas de clase en lugar de una, a mí no me pesaba y no recuerdo que ninguna autoridad académica me lo criticase. Como no teníamos sueldo tampoco me molesté en pedir el pago de horas extraordinarias (es broma)

Un saludo

Fecha: 14/02/2013 23:47.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris